888 Poker Masters: la crónica del director

30 de abril de 2009 César Garrido

La verdad es que dirigir un torneo es toda una experiencia. Pero también una oportunidad y un deber. Y éste empieza antes del propio torneo. Y tenía un problema que solventar, y era hacer una estructura jugable para 2 días (con el agravante que el Sábado había el cambio horario y se perdía 1 hora). Y de paso aportar algunas reglas que ayudasen al mejor jugador. Y estas fueron las decisiones previas en la estructura:

-Niveles de 50 minutos (es una cosa que me venía impuesta). Es un 25% más largo que un CEP.

-Empezar con 25-25 sólo para acentuar el carácter cómodo del torneo, y darle un toque propio al torneo.

-Mesas de 9 (en vez de 10) que facilitar el hacer más manos no sólo por el jugador de menos sino porque en fases avanzadas (ej.: cuando queden 20 jugadores será 6-6-7 en vez de 10-10) serán mesas más cortas.

-Los antes en vez de ser del 1/10 de la ciega serlo de promedio 1/8. La idea es que los antes sean una ciega por vuelta. Las mesas acostumbran a ser de 10 jugadores en España, pero mi idea es que fueran de 9 (como recomienda la WPA) además se pueden hacer más manos por nivel y en fases avanzadas del torneo ayuda a haber más mesas cortas que favorece al mejor jugador. Por eso, hacer los antes de 1/8 (al estilo WSOP) me ayuda a que los stacks sean más grandes respecto las ciegas y además beneficia al jugador agresivo. Se da la circunstancia que Luis Ubierna al principio criticó esto y luego dijo (con razón) que beneficia al jugador bueno-agresivo. Y esta era mi idea al subir esa cuarta parte el ante.

 -Los bounties, tambíen me vino impuesto, y ayuda a aumentar la agresividad

En definitiva, el CEP de Barcelona quedó como injugable, pero la suma de estos elementos me hizo pensar que los stacks no bajarían de 20 ciegas (que era mi propósito)…y la verdad, estuvo más cerca incluso de los 30. Así que me doy por satisfecho. Además se dio la circunstancia que al haber pocos satélites la calidad media era superior a un torneo común, favoreciendo la agresividad y que la relación stacks/ciegas fuese algo mayor.

Luego vino el torneo.

El primer día fue muy cómodo. Mi máxima obsesión durante ese día fue que al romper mesas nadie tuviera que poner una ciega de más (que es una cosa bastante olvidada en los torneos). Es decir, hacer lo más simultáneo posible que al quedar eliminado un jugador que hace que los restantes sean múltiplo de 9 romper la mesa que le toca sin dejar pasar tiempo (una negligencia bastante común que hace que un jugador ponga las ciegas cuando no debería).

Fue un día muy tranquilo. Se me comentó bastante a menudo que dejaba mesas con 7 jugadores. Y es que la regla lo indica hasta que queden al menos 6 mesas (“With more than six tables, table size will be kept within two players. With six tables or less, table size will be kept within one player”RR).  Y además de ser la regla el hecho de ir abusando de mesa corta beneficia al buen jugador).

Pocos problemas, por no decir ninguno, hubo el primer día, o fueron fácilmente solucionables (como un turn salido antes de tiempo).

La jugada más extraña fue cuando en una mesa el jugador en el puesto 6 que era ciega grande fue eliminado, y el puesto 5 estaba vacío en la mano anterior. Al romper una mesa entró Rizzatto en el puesto 5 y otro en 6. El botón pasó al 4 que era Morfeo y atendiendo a la regla Rizzatto no jugaría esa mano y la pequeña la pondría el 6. Morfeo decía que debería rizzatto poner la pequeña y el 6 la grande. Tras una breve explicación sin más problemas se hizo como dije. (“Players going from a broken table to fill in seats assume the rights and responsibilities of the position. They can get the big blind, the small blind, or the button. The only place they cannot get a hand is between the small blind and the button.”TDA) El jugador que iba al puesto número 6 era la pequeña mientras Ivan estaba entre el botón y la pequeña como dice esa regla).

Aunque dije que el reglamento del torneo sería basado en la TDA y en las RR seguí algunos procedimientos de la WPA (como al final del día 1 sortear el número de manos “In a tournament that continues over multiple days, the clock will be stopped within the last 15 minutes before the end of the final level of the day and the last three to seven hands will be announced instead” o cuando haya un all-in en el modo mano a mano tener las cartas boca abajo hasta que hayan terminado todas las mesas “Once there is an “All-in” in a “Hand by Hand” situation, the hand will be stopped and continued when all the hands on other tables are finished”.

El día 2 también fue casi perfecto, y prácticamente todos los problemas venían del mismo jugador “Miki Antimadridista”, un jugador de una grandísima calidad pero a la vez bastante conflictivo y polemista. Me discutió 2 decisiones hasta el infinito. En una de ellas un jugador entró en una mesa en pequeña ciega y el arguía una y otra vez que no era posible. Y es que un jugador al romper una mesa (nunca en balanceo por diferencia de números) puede entrar en pequeña si entra justo en el puesto que ha quedado eliminado la grande antes. Como en el caso que explicaba del día 1. Estuvo varios minutos sin entrar en razón.

La otra fue un momento en mesa final que Amancio Osorio le preguntó cuanto stack le quedaba detrás, a lo que dije al croupier que le contara las fichas y Miki se negó, diciendo que si no va all-in nadie le puede contar su stack. Le dije que estaba equivocado pero estuvo erre que erre con el tema. La argumentación que le di no le valía “A player involved in a hand is entitled to ask how many chips an opponent has. If a player does not wish to respond verbally to such a request, the dealer shall count the player’s chips and respond to the question” WPA. 

La mesa final televisada tuvo el tema del pacto (que se hizo atendiendo a las reglas) aunque parece que los que seguían de forma televisada el evento quedaron decepcionados. En el torneo regulé los pactos de forma previa limitándolas a mesa final y con varias condiciones que se cumplieron, los 4 jugadores no se saltaron las reglas.

Fuera de eso, tuve un error, que podría incluir perfectamente en mi serie de Directores de Torneo. De hecho, lo hubiera hecho sino lo comentase ahora. En mesa final la croupier corrió el button 2 puestos. Repartió y un jugador se quejó. Me quedé pensativo con el tema (la responsabilidad de saber donde está el button recae en el croupier, pero siendo mesa final debiera estar más atento y no haberme confiado). Bloqueado en asegurarme de si el button había corrido de más o no hice una actuación que hubiera sido correcta sino se hubiera visto a tiempo “In button games, if it is discovered that the button was placed incorrectly on the previous hand, the button and blinds will be corrected for the new hand in a manner that gives every player one chance for each position on the round if possible”. Que fue lo que hice, corregirlo en la mano siguiente y dar a todo las mismas oportunidades. No obstante, como no habían actuado 2 jugadores debía hacer hecho como misdeal. Regla que yo conocía pero por el tema de no estar seguro con el button quise apurar. Fue una fallo por mi parte. Error que asumo (que no se entere mi jefa Leo que me tira de las orejas :P) (“The following circumstances cause a misdeal, provided attention is called to the error before two players have acted on their hands (...)The button was out of position.” RR).

En fin, este es un resumen de lo que fue este torneo, espero que vengan más oportunidades porque la verdad el poker me gusta en todas sus facetas, de teórico, de director, y por supuesto, de jugador. Y no me queda que dar mis agradecimientos y felicitaciones:

-Felicito muy especialmente a Amancio Osorio, porque además de ser un dignísimo ganador del torneo no protestó ni cuando le sancioné una vuelta fuera ni cuando en mesa final le retiré las cartas cuando hablaba por móvil. Campeón y exquisitamente deportivo.

-Agradezco a todos los jugadores que me habeis dado vuestro apoyo en esta experiencia, y a los periodistas que me habeis visto con muy buenos ojos: a 52cartas y su equipo: Raúl Vicente, Miguel Ángel, Hikiko y cia. A vuchuu de póquer-red., a Joan Companys de pokernet, a Santi Torres y a Planet Poqer y a aquellos que ahora no recuerdo. Y como no, a mi jefa, Leo que depositó mi confianza en mí y me dejó manga ancha para llevar el torneo.

-A todo el equipo del Casino de Madrid, a sus croupiers que hicieron un buen trabajo (salvo alguna excepción) y que me pusieron las cosas muy fáciles. Especialmente a los inspectores Antonio y Alberto, uno para cada día que fueron unos muy buenos acompañantes. Y muy especialmente a Basilio Hacha, el director de torneos de Madrid. La verdad que me quedo con este nombre, un director especialmente preocupado en mejorar y que las cosas le salgan bien. Incluso llegó a nombrarme reglas textualmente en inglés de las RR!!. Y aunque suene a tópico, una bellísima persona. Me encantaría volver a trabajar con él.

-Y por supuesto, a todo el equipo de pokerpoquer, a Juan Carlos, a Rizzatto y a todos los lectores sin cuyo seguimiento no hubiera sido posible.

UNA ENTRE 221: Algunos de esos factores al elegir la estructura (que hubo un cierto miedo de que acabase siendo un lottopoker por algunos jugadores) además trataba de beneficiar al mejor jugador, especialmente 2 (el mayor uso de mesa corta que en un torneo común y el mayor peso del ante). Y la verdad, con una mesa final con Quinti, Miki Antimadridista, Mel Pardo, Armando Muñoz, Morpheo y Javier Etayo con burbuja de ésta creo que más o menos se consiguió.

César Garrido es colaborador de Poker10 y escribe su blog El César del Juego sobre poker, juegos de casino y azar y sus matemáticas.

césar garrido

César Garrido

César Garrido es colaborador de Poker10 y escribe su blog El César del Juego sobre poker, juegos de casino y azar y sus matemáticas.

Otros artículos del autor

Dos decisiones controvertidas en las WSOP®

19 de julio de 2012 Leer >

Los Pelayos: ¿Realidad o ficción?

29 de mayo de 2012 Leer >

Comparativas entre reglamentos

21 de febrero de 2012 Leer >

Otros artículos



ir a inicio de p�gina