Historias WSOP®: Phil Hellmuth, rey de brazaletes

28 de mayo de 2009 ***** ******

Para comenzar esta serie centrada en las World Series of Poker® es de justicia hacerlo con la figura del jugador que ostenta el mayor número de brazaletes de campeón (11, todos ellos en diversas especialidades de Texas Hold’em) en la historia de las WSOP: Phil Hellmuth.

‘El Mocoso del Poker’ (Poker Brat), sobrenombre por el que se le conoce en el mundillo ganado a pulso gracias a sus antológicos berrinches en las mesas, nació en 1964 en Wisconsin, Estados Unidos.

La primera participación de Hellmuth en las WSOP® se remonta a 1988, año en el que consiguió finalizar en quinta posición en un $1.500 Limit 7 Card Stud Hi-Lo, consiguiendo un premio de 15.450$ y su primera caja en las Series.

En el Evento Principal de ese año entró en los premios en 33º posición obteniendo 7.500$. 1988 fue el año de Johnny Chan que conseguía la proeza de ganar por segundo año consecutivo el título más importante, un hito sólo igualado por Stu Ungar (1980-1981), Doyle Brunson (1976-1977) y Johnny Moss (1970-1971). El número de jugadores en ese año fue de 167; nada que ver con las cifras que maneja actualmente las WSOP® y que convierten la tarea de revalidar el título en una hazaña de proporciones inverosímiles.

1989 fue el año de la consagración de Hellmuth que venció en el Main Event convirtiéndose en el jugador más joven en conseguirlo hasta el momento con 24 años (Peter Eastgate le robó este título el año pasado al conseguirlo con 22). Con 178 jugadores en las mesas, Hellmuth llegó al heads-up final contra Johnny Chan que luchaba por proclamarse vencedor por tercer año consecutivo. Ese fue también el primer año en el que Johnny Moss, la gran leyenda de las WSOP, no logró entrar en los premios en ninguno de los eventos. La victoria le reportó a Hellmuth, quien también hizo caja en otros dos eventos, 755.000$.

Al año siguiente, Poker Brat sólo pudo finalizar en los premios en un único evento No Limit Hold’em y en 1991 ni siquiera consiguió una caja.

1992 fue el año de su segundo brazalete. Lo consiguió en un torneo $5.000 Limit Hold’em frente a 88 jugadores, llevándose 188.000$. También terminó segundo en otro torneo Limit Hold’em, perdiendo en el mano a mano final con Erik Seidel, para finalizar las Series con cinco cajas.

Otro punto culminante en la carrera de Hellmuth fue 1993, año en el que consiguió la hazaña de llevarse tres brazaletes en tres días consecutivos. Los eventos fueron un $2.500 No Limit Hold’em (173 jugadores), un $1.500 No Limit hold’em (284 jugadores) y un $5.000 Limit Hold’em (63 jugadores). Una actuación realmente impresionante para los anales de la historia del póquer.

Tras este año triunfal, Hellmuth entró en un periodo de sequía de títulos WSOP® que consiguió romper en 1997 adjudicándose un evento $3.000 Pot Limit Hold’em en un campo de 170 jugadores, venciendo en el heads-up a Tom McEvoy. 1997 se recordará como la tercera y última victoria de un ya muy deteriorado Stu Ungar en el Evento Principal. Hellmuth hizo caja en ese torneo llegando a la posición 22º.

Su siguiente título llegaría en 2001 cuando se adjudicó el evento 5 $2.000 No Limit Hold’em ante 440 jugadores y venciendo a TJ Cloutier en la mano final. En ese año consigue su record de cajas en una misma edición de las Series con siete, entre ellas la del Evento Principal en el que vence Juan Carlos Mortensen.

En 2003, el año de Chris Moneymaker y uno de los puntos de inflexión en la popularidad de las Series Mundiales, haría doblete venciendo en los eventos $2.500 Limit Hold’em (194 jugadores) y 3.000$ No Limit Hold’em (398 jugadores) donde vence en el heads-up final a Daniel Negreanu.

En 2006, al vencer en el evento $1.000 No Limit Hold’em rebuys (754 jugadores), consigue igualar el record de 10 brazaletes que ostentaban Doyle Brunson y Johnny Chan.

2007 es el año en el que Phil Hellmuth se corona como rey de las WSOP venciendo en el evento #15, un 1.500$ No Limit Hold’em en un campo de 2.628 jugadores. Once brazaletes; una marca sólo accesible en este momento para dos jugadores, Brunson y Chan, que parecen haber dicho adiós a sus mejores años de póquer.

Lo cierto es que Hellmuth tiene todos los visos de poder aumentar su marca. Sin ir más lejos, en la pasada edición de 2008 igualó su record consiguiendo entrar en los premios en siete torneos y alcanzando la mesa final en tres de ellos.

Las WSOP® 2009 esperan al Rey de Brazaletes.

***** ****** es editor de PokerPoquer

***** ******

***** ******

***** ****** es editor de PokerPoquer

Otros artículos del autor

¿Son reales los números de las high stakes de Full Tilt Poker?

17 de marzo de 2010 Leer >

En una galaxia muy, muy lejana… el poker era olímpico

27 de febrero de 2010 Leer >

Joe Cada mola, Darvin Moon no mola nada

09 de noviembre de 2009 Leer >

Otros artículos



ir a inicio de p�gina